Pide cita

Puede llamarnos al 91 656 64 03
o rellenar el formulario

Desde 1982 en Torrejón de Ardoz.
Primera Consulta ¡GRATUITA!

Horario L-V

mañanas: 10:00 - 13:30
tardes: 15:00 - 20:30

Sábados

mañanas: 10:00 - 13:30

Las muelas del juicio y el dentista

Las ‘muelas del juicio’ o cordales son una de las principales motivos a la hora de acudir al dentista. Son las últimas piezas dentales que aparecerán en nuestra boca. Lo más habitual es que eso ocurra entre los 18 y los 24 años, pero como en casi todo, existen algunas excepciones.

Este tipo de piezas dentales pueden quedarse con nosotros para toda la vida o incluso ni siquiera lleguen a erupcionar pero, a veces, su extracción se hará necesaria. ¿Qué casos son los más habituales?

– Las caries
– Infecciones en la pieza
– Una inadecuada posición que nos produce molestias como problemas de mordida
– Dolores frecuentes de cabeza o de oído
– Ser un estorbo para realizar una correcta ortodoncia

¿Me dolerá si me sacan una muela?

La extracción es un procedimiento de cirugía oral y maxilofacial bastante frecuente y sencillo, que debe ser practicado por un especialista. Según los datos de la Sociedad Española de Cirugía Oral y Maxilofacial el 70 % de los españoles tienen como mínimo una muela del juicio del maxilar inferior que no sale correctamente y en un 45% ocurre con las del maxilar superior.

Un diagnóstico previo será muy importante para una correcta extracción. En este caso, lo habitual es realizar ortopantomografía o un TAC. Ambas pruebas radiológicas permitirán comprobar a tu dentista de confianza cómo está colocada la muela y cuál es su posición con respecto a las piezas contiguas. También le permitirá observar el nervio u otras zonas como el propio hueso y determinar si existe algún problema, como por ejemplo, una infección.

Hoy en día existen técnicas con las que te olvidarás de los miedos y del dolor. Es el caso de la sedación consciente que te recomendamos desde Alonso Dental en casos de ansiedad, miedo al dentista o incluso el estrés.

Tu odontólogo puede aplicar anestesia general o local, dependiendo de cada caso, a la hora de practicar la cirugía.

¿Y la recuperación tras la extracción?

Lo normal será una pequeña inflamación en la zona y algún que otro problema para abrir la boca tal y como estamos acostumbrados a hacerlo, pero eso es algo que durará dos o tres días, salvo alguna excepción.

Lo ideal es un control por parte de tu odontólogo que te orientará sobre los pasos a seguir. Además, te facilitará antiinflamatorios y antibióticos, siempre que hagan falta, y te aconsejará sobre la necesidad de extremar la higiene bucodental y olvidarse del tabaco.

Foto: http://www.freedigitalphotos.net/

Un Comentario

Dejar un Comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, haga clic en el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies